Cómo convertirte en una emprendedora exitosa con una startup

El término startup no es desconocido y estamos seguros que lo has escuchado en charlas de emprendedores que buscan una oportunidad para comenzar su propio negocio. Para que no te quede duda alguna de la importancia que las startup tienen en el mercado y cómo siguen siendo una tendencia a la alza, queremos compartirte un poco más de información sobre el tema, para que puedas cumplir tu meta de ser emprendedora y tener las herramientas para hacerlo en grande, con un futuro exitoso.

¿Qué es una startup?

Este tipo de compañía o empresa tiene componentes tecnológicos y están completamente relacionadas con temas de internet y TICs. Se destacan por ser empresas que comercializan productos o servicios de manera innovadora, orientando sus esfuerzos a satisfacer lo que el cliente está demandando.

En su estructura, la comunicación entre la empresa y los clientes es continua y abierta, buscando que esto influya en las ganancias y ventas de los productos o servicios.

¿Por qué son tan importantes?

Lo principal es que simplifican el trabajo, con el objetivo de lograr un proceso de compra sencillo para el cliente. Esto también beneficia al dueño de la empresa, ya que le permite organizar sus tiempos y dedicar un espacio a la búsqueda de nuevas estrategias de marketing.

Las Startup llegaron para innovar, para desarrollar tecnologías que mejoren la calidad de vida de sus clientes y, sobre todo, para diseñar procesos que hagan que las compras en línea sean fluidas.

5 características de una startup

  • Es un riesgo, pero vale la pena correrlo – este tipo de empresas tienen una cultura de emprender, de arriesgarse y sacar provecho de cada momento, sea bueno o malo.
  • Se tienen metas, no trabajos – más allá de ver un producto o servicio como trabajo, se ve como una meta alcanzada por cada uno de los involucrados.
  • Hay equidad entre los organizadores – todos reciben su crédito, sin importar quién haya dado la idea.
  • La palabra clave es “comunicación” – la base de todos los procesos que se llevan a cabo es la comunicación existente. Recuerda que aún en los peores momentos, debe existir para generar una retroalimentación.
  • El cliente es el principal activo – comprende a tus clientes y verás cómo en el proceso de compra y los problemas con ellos disminuyen. La clave aquí es ser proactivo.

Un último consejo. Una startup debe ser una experiencia divertida, con un ambiente de trabajo que refuerce la relación que quieres tener con tus clientes. Si estás preparada para el reto, te invitamos a no dudar y comenzar tu propio negocio. Vale la pena invertir y mejorar tu entorno.


Nota escrita para Mujeres que Emprenden por Rosa Salazar es Social Media Manager en Altura Interactive y colaboradora en Shopify. Puedes ponerte en contacto con ella en su Twitter.


Agregar comentario

Dirección email (no será publicada)

Su comentario *